miércoles, 13 de julio de 2011

Ver o no ver

Como en la imágenes de la Gestalt, de pronto uno ve las cosas de modo estético
y percibe que son buenas.
La luz entrando por las ventanas y manchando las paredes,
el gusto del té, algunas imágenes de una película reciente, la última página del libro que
estamos leyendo. 
O no lo ve y el día se torna opaco.
Quizás, por otro tipo de razones, un día bueno pero opaco.
Pero de qué depende ese ver o no ver?
No de los estímulos que nos rodean, ni del estado de ánimo, ni de la voluntad, ni del aprendizaje...
Al menos no enteramente.
Aunque es cierto, a su vez, que parece haber algo de habilidad aprendida
en este ver de modo estético que la práctica, mejora y perfecciona
y que el buen ánimo,
cierta intención cuidadosa, y una buena elección de estímulos ayudan.
Pero nada de esto explica del todo esa capacidad fluctuante.
Es un modo distinto de estar entre las cosas.
Pero de qué depende?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada